RT Kirigami - шаблон joomla Создание сайтов

El tema migratorio, el restablecimiento formal de las relaciones bilaterales y la activación de las embajadas en ambos países son puntos claves en la agenda de negociaciones que se desarrollará en La Habana.


Dos diplomáticas de gran trayectoria dirigirán la primera reunión de alto nivel entre Cuba y Estados Unidos. El encuentro pautado para el  21 de enero de 2015 en La Habana tiene como objetivo negociar acuerdos basados en el respeto, el bienestar y la soberanía de ambos pueblos.
La directora de Estados Unidos de la Cancillería cubana, Josefina Vidal (foto) y la secretaria adjunta para Latinoamérica del Departamento de Estado de EE.UU., Roberta Jacobson  tendrán la responsabilidad de lograr la reactivación de las embajadas en ambos países.
Para el profesor y analista político de Cuba, Esteban Morales una vez se restablezcan las embajadas en Washington y en La Habana ambos países quedarían frente a frente en igualdad de condiciones, lo que marcaría a su juicio grandes cambios para el país caribeño.
«Lo que veremos a continuación será dos países negociando sus diferencias, pero entre los cuales ya existirán relaciones diplomáticas. Ello dará más holgura y libertad de actuar a los que deberán negociar”, apuntó Morales.
Dijo que Estados Unidos reconstruye la atalaya que perdió cuando el 3 de enero de 1961 decidió romper las relaciones con Cuba y retirar su embajada.
Para el analista, el cambio de la política de Estados Unidos hacia Cuba, iniciado por Obama responde a una realidad que sólo un grupo reducido no alcanza a ver.
“Los que hoy se oponen a la nueva agenda de Obama hacia Cuba, son aquellos que hicieron de la contrarrevolución un modo de vida y de la distribución de los fondos públicos de Estados Unidos con ese destino una de sus actividades políticas preferidas”, sostuvo Morales.
El Gobierno cubano aboga por un diálogo continuo y sin condición que permita un intercambio bilateral con Estados Unidos para el beneficie directo de todos los cubanos dentro y fuera de sus fronteras.
Tras varias conversaciones entre el presidente de Cuba, Raúl Castro y su homólogo estadounidense Barack Obama el pasado 17 de diciembre de 2014 fue anunciado por el dignatario cubano el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre ambos países.