RT Kirigami - шаблон joomla Создание сайтов

Una delegación del Centro de Estudios Cubanos, en Nueva York, y del Museo de Arte Montclair, entregó el premio Nelson Mandela a los cinco héroes antiterroristas cubanos injustamente condenados en Estados Unidos.

Sandra Levinson, directora del Centro de Estudios Cubanos y activista a favor de Cuba y su Revolución, hizo la entrega del reconocimiento el pasado miércoles a una representación de Los Cinco en la sede del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP).

La misma estuvo integrada por Fernando González, René González, excarcelados luego de cumplir su condena, y Mirta Rodríguez, madre de Antonio Guerrero, uno de los héroes que, junto a Ramón Labañino y Gerardo Hernández, aún permanece en Estados Unidos.

El galardón, establecido por la Fundación Geller de Filadelfia, institución no gubernamental, consiste en una placa y un aporte en metálico, para homenajear a aquellas personas que mejor representen las cualidades del líder sudafricano, y esta es la primera vez que lo otorgan.

Madiba, como era conocido Mandela, permaneció más de 27 años en cautiverio, la mayor parte de ellos en la prisión-isla de Robben, por sus ideas políticas y la defensa de su pueblo contra el racismo.

Los Cinco no son solamente héroes de Cuba sino también de Estados Unidos, dijo Levinson, gran amiga de la Isla y destacada activista de la campaña por la libertad de Antonio Guerrero, Gerardo Hernández y Ramón Labañino, quienes junto a Fernando y René –que están de regreso en la Patria tras cumplir íntegramente sus condenas– forman el grupo de luchadores antiterroristas conocido como Los Cinco.

En encuentro realizado en el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP) ambos héroes y familiares de Los Cinco recibieron en nombre de los luchadores antiterroristas aun encarcelados, de sus familiares y del pueblo de Cuba, el galardón, cuya primera entrega desde su creación es ésta, según explicó Levinson, quien viajó a La Habana al frente de un grupo de 25 integrantes del Centro de Estudios Cubanos y del Museo de Arte Montclair, procedentes de New York y New Jersey.

La ONG Fundación Geller de Filadelfia la dirigen dos integrantes del Centro de Estudios Cubanos, y cuando murió Nelson Mandela instauraron este premio anual para entregarlo a aquellas personas que mejor representaran las cualidades del líder sudafricano.

Levinson destacó la significación de este otorgamiento por llevar el nombre de un líder revolucionario universal, y por haber sido conferido a estos luchadores cubanos, defensores de su pueblo y de la humanidad, y ejemplos de firmeza en la cárcel, como Mandela.

Fernando González –quien es vicepresidente del ICAP–, agradeció el galardón al que valoró altamente, al igual que la solidaridad con Cuba y la causa de Los Cinco. Dijo también recibirlo en nombre de su pueblo y de todas aquellas personas del movimiento de solidaridad que se esfuerzan por que prevalezca la verdad y la justicia en el caso. “Lo aceptamos como parte del compromiso de traer de vuelta a Antonio, Ramón y Gerardo”, indicó.

Anunció que por decisión de Los Cinco y de sus familiares, la parte del premio en metálico sería entregado al Comité internacional por la libertad de los Héroes, lo cual hizo efectivo en el propio acto al traspasar el aporte a la coordinadora de ese Comité, Graciela Ramírez.

También intervino René González quien consideró a este acto como expresión del futuro inevitable de acercamiento entre los pueblos, cubano y estadounidense, separados por la política agresiva contra la Isla por parte del gobierno norteamericano “que no ha podido vencer a la Revolución, entre otras cosas, por el apoyo de personas como ustedes”, aseguró.

Evocó la figura de Mandela y se pronunció por mantener su legado revolucionario, y agregó: “Con el espíritu de aquel líder revolucionario tenemos que seguir luchando contra todas las injusticias, como el crimen que se comete en Gaza contra los palestinos”.

Por los familiares de Los Cinco se encontraban Adriana Pérez, esposa de Gerardo, y Mirta Rodríguez, madre de Antonio, la que manifestó su gratitud a los que otorgaron este premio «a la nobleza de la causa de nuestros hijos».

También intervino Graciela Ramírez e informó que si para fin de año Gerardo, Ramón y Antonio están de regreso en Cuba, la parte en efectivo del Premio Nelson Mandela que le fuera entregada por Fernando al Comité Internacional sería para una sala pediátrica cubana de oncología. Pero si por el contrario permanecieran injustamente encarcelados, ese aporte estaría considerado como el primero para respaldar la IV Jornada por la Libertad de Los Cinco en Washington en 2015.